La Bioexplotación

Posted on octubre 29, 2008 por

0


Por Alfredo Yáñez Carvajal (alfredoy)

Amables lectores: En el mundo, se están poniendo de moda ferias, donde entran en contacto fabricantes de bioproductos y empresas de biotecnología.

Los consumidores comunes, aquellos que no tenemos claro que es un buen producto “Bio”, nos vemos explotados con este prefijo, vendiéndonos cosas inútiles y poco innovadoras.

Los Bioataúdes de cartón, que siempre han existido, recordemos la funeraria de los pobres, de alguna administración municipal, son la ultima moda en algunos países de Europa.

Nada se libra de ser explotado con el famoso prefijito. Tenemos Biojuguetes, elaborados con madera usada y periódicos viejos, igual que en las postguerras. La bioescultura, nueva tendencia, que consiste en realizar obras de arte, con materiales reciclados. Este movimiento cultural, olvida la existencia del “dadaísmo, balbuceo en el arte”. Este ismo del Vanguardismo del sigo XX decía: “Coja un periódico – tijeras – escoja en el periódico un articulo cualquiera, de la longitud que desee darle a su poema – recorte con cuidado cada palabra del articulo – métalas en una bolsa – agítela suavemente – saque cada recorte uno a uno – cópielos con cuidado en el orden en que han salido de la bolsa – el poema se parecerá a usted y usted será un escritor totalmente original y de una sensibilidad hechizante. No importa que la gente no entienda nada de lo escrito”. Cualquier parecido, entre el dadaísmo y nuestra clase política, no es una coincidencia, es una identidad.

Pero volvamos al tema “Bio”. ¿Qué opinarían ustedes de una alfombra hecha de colillas chupadas, previamente lavadas y desinfectadas?, ¿Que sucedería si esta bioalfombra, tuviese éxito comercial?, Tendríamos una demanda en crecimiento de colillas. Una gran cantidad de recolectores de las mismas, en todas las calles del país, pero posiblemente, las colillas callejeras no alcanzarían y sería necesario, contratar a masas de fumadores empedernidos, para que fumen por días seguidos, generando miles de colillas.

Pero que absurdo, montamos una empresa que fabrica alfombras ecológicas, produciendo humo tóxico, no solo para el ambiente, sino para el organismo de los trabajadores. Si lo anterior les parece absurdo, miremos los bioplásticos. Ya se ha anunciado, la producción de CDs, ordenadores portátiles y teléfonos, fabricados con plásticos, derivados del maíz. Ya escribí sobre este tema, cuando hable de Biocombustibles, informando cuanto maíz gastaríamos, para prender un vehículo 4×4 y cuantas personas podríamos alimentar con dicho cereal. El precio del maíz, alimento básico sube y el hambre aumenta. Se crean monocultivos que causan problemas medioambientales. Lo que era una panacea para la salud del planeta, puede convertirse en lo contrario. ¿Por qué no reciclamos el ciento por ciento de los plásticos derivados del petróleo y nos olvidamos de los bioplásticos?

Volvámonos analíticos. Busquemos la verdadera herramienta, que nos permita separar la “Bioestupidez” de la “Bioeficacia”. ¿Que tal un futuro con Biopolíticos, si con los actuales estamos como estamos?

¿Tienes algo para decir? Hazlo en los comentarios.

Si te ha gustado el artículo puedes recibir actualizaciones de Censura20 en tu correo oprimiendo aqui.

Anuncios
Etiquetado: , ,
Posted in: Opinión